Blog de Sin Tapujos

ADOLESCENCIA

SEXUALIDAD TEMPRANA

Escrito por sintapujos 10-07-2016 en ADOLESCENCIA. Comentarios (0)


Estudios revelan que en el mundo los jóvenes comienzan a tener sus primeras relaciones sexuales entre los 12 y 13 años. Los mensajes hipersexualizados, la curiosidad y la falta de educación sexual son algunas de las razones por las que inician su vida sexual a edades tempranas.

El sexo ya no es un tabú como en tiempos anteriores, pero la calidad de información que los jóvenes reciben es inadecuada; generalmente, proviene de la pornografía, los medios de información o de sus amigos, que sólo les enseñan una versión reducida de la sexualidad enfocada en lo genital y en el coito .

En la mayoría de los casos, las primeras relaciones de los adolescentes son rápidas, insatisfactorias, sin planeación, ni protección y con absoluto desconocimiento de su cuerpo,  lo que los expone a situaciones de riesgo no sólo físico, sino también emocional.

Sentimientos de vacío, frustración, ira, culpa, problemas de autoestima, depresión, ansiedad, que pueden derivar conductas como alteraciones del sueño, anorexia, bulimia, entre otros, son algunas de las consecuencias emocionales de las primeras experiencias sexuales insatisfactorias. 

Se debe tener en cuenta, que las primeras relaciones sexuales marcan la vida sexual de una persona. Éstas son clave para una vida sexual placentera. Una mala experiencia puede llevar a que en relaciones futuras no se pueda tener un buen desempeño y no se pueda disfrutar a plenitud.

Sin duda alguna, iniciar una vida sexual antes de tener un óptimo desarrollo físico y emocional acarrea graves consecuencias, por lo que se debe tener la preparación emocional adecuada y la capacidad de medir las consecuencias de las acciones, para asumirlas con responsabilidad.


EMBARAZO ADOLESCENTE

Escrito por sintapujos 29-07-2015 en EMBARAZO. Comentarios (0)


https://www.youtube.com/watch?v=eyu2UQGiWGI

El embarazo adolescente se previene, no se cura. Es responsabilidad de padres, maestros, tutores y del Estado ayudar a los púberes y adolescentes a vivir una sexualidad responsable, porque el miedo, la vergüenza y su curiosidad sexual los expone a conductas de riesgo.

Por lo tanto, abrir conversaciones referentes al correcto uso de los métodos anticonceptivos y acceder a éstos con facilidad, así como abrir espacios para resolver sus dudas pueden hacer la diferencia.

El diálogo y la compresión pueden ayudar a los jóvenes a resistir la presión para empezar a tener relaciones sexuales a temprana edad. Es importante enseñarles a tomar sus propias decisiones y a no permitir que otros las tomen por ellos.

Además, educarlos para desarrollar valores y principios acerca de la sexualidad, el respeto por su cuerpo y por la vida. Así, como la responsabilidad por sus actos y asumir las consecuencias de los mismos.

Se les debe instruir en usar condón SIEMPRE al tener relaciones sexuales, así estén usando cualquier otro método anticonceptivo, porque ningún método es ciento por ciento seguro. Es importante una doble protección, no sólo para prevenir un embarazo sino enfermedades de transmisión sexual que afectan su salud.

Brindarles la mayor información sobre la salud sexual y reproductiva es responsabilidad de los adultos, así aprenderán a cuidar sus vidas y las de los demás. 

Entre más rápido comiencen su vida sexual más rápido estarán expuestos a enfermedades e infecciones de transmisión sexual, embarazos indeseados y a truncar su proyecto de vida.

Sin un adecuado respaldo familiar el embarazo adolescente es percibido como un obstáculo, que en algunas ocasiones y por consejos equivocados se termina “solucionando” con el aborto lo que implica un problema mayor.