Blog de Sin Tapujos

Sexualidad

EROTISMO Y SEXUALIDAD

Escrito por sintapujos 11-02-2016 en Sexualidad. Comentarios (0)


La sexualidad humana se enriquece con el erotismo, que se relaciona con la capacidad de sentir placer y despertarlo en otro. El erotismo está ligado al placer, al deseo, a la atracción y a la motivación sexual.

Es necesario un factor estimulante, divertido, gratificante y excitante, como el placer, para disfrutar de la sexualidad, más allá del coito.

El erotismo se enriquece con la comunicación, al hablar de las fantasías sexuales, de lo que gusta o no, en la intimidad, de los juegos eróticos; así, como al expresar frases de conquista para mantener motivada a la pareja.

De igual forma, realizar cambios en la rutina, preparar veladas románticas, realizar masajes relajantes, adecuar el ambiente, utilizar aromaterapia y comidas sensuales, ayudan a estimular el placer en pareja.

Así mismo, buscar variantes en la forma de besar, que sea creativa y novedosa, besarse por tiempo prolongado, variando el tipo de besos y los ritmos, aumenta la motivación sexual.

Otro factor importante es el pensamiento, el motor del erotismo. Los pensamientos eróticos son los responsables de la activación del deseo sexual y generan una predisposición positiva hacia la sexualidad.

Además, se debe aprovechar el recurso humano de la imaginación, que no tiene límites, para crear juegos eróticos con distintos objetos como dados, cámaras fotográficas, naipes, pitos, plumas, corbatas, etc.

Así, como para variar el guión sexual y las posturas sexuales, probando ritmos y tipos de penetración diferentes, donde cada miembro de la pareja encuentre su momento para sentir placer.


HOMOFOBIA

Escrito por sintapujos 24-11-2015 en Sexualidad. Comentarios (0)



Vivimos en una sociedad que rechaza cualquier relación sentimental o sexual que no sea entre personas de sexos opuestos. Además, usamos términos despectivos y ofensivos en contra de quienes manifiestan una orientación sexual distinta.

Nos han educado con prejuicios homofóbicos, porque como sociedad rechazamos todo lo que es diferente. Pero acaso conocemos qué es el homosexualismo, qué es la orientación sexual y cómo sufren estas personas por tanto rechazo y discriminación?

Primero, debemos de saber que nadie elige ser homosexual. La orientación sexual, la atracción o el deseo que se siente por otro, no es una elección; es algo que se descubre, a veces desde la infancia, pubertad o adolescencia.

Segundo, que ser homosexual no es una enfermedad, un problema o algo que necesite ser cambiado. Más bien el problema es de la sociedad intolerante y de las personas que rechazan cualquier expresión de afecto entre personas del mismo sexo.

No comprendemos que la capacidad de amar es propia del ser humano y que las personas homosexuales se enamoran como lo hace el resto de la gente. Además, la orientación sexual no nos hace mejores o peores personas, y no hay una orientación sexual mejor que otra.

Sólo son expresiones del amor y de la sexualidad. Por lo tanto, hoy día no se habla de una sexualidad, sino de las sexualidades, porque cada persona tiene el derecho a vivir la suya sin que por eso sea rechazado o rotulado de enfermo o depravado.

Tercero, el homosexualismo es una opción de expresar la sexualidad, pero cuántas personas no la asumen por el temor al rechazo y discriminación de sus familiares, amigos, compañeros de trabajo y de la sociedad en general; enfrentando solos miedos, angustias, depresiones, rechazo propio y hasta ideas suicidas.

Considerar la homosexualidad como una alternativa de vida válida es responsabilidad de la sociedad moderna. Enseñemos a nuestros hijos a respetar la diferencia y a las personas tal como son, y a no discriminarlas por su apariencia física o condición social o sexual.


SEXO ANAL

Escrito por sintapujos 28-10-2015 en Sexualidad. Comentarios (0)

https://www.youtube.com/watch?v=MDtz5cdkaEs&list=PLIYr154wavu5sruTaKnt2CCNQl3iLHrEI

La mayoría de los hombres tienen entre sus fantasías sexuales realizar el sexo anal con sus parejas, tema que es un completo tabú, pero muchos se abstienen tan sólo de proponerlo por el temor al rechazo o de ser tachados de enfermos.

Una de las principales causas por las que las mujeres se niegan a practicarlo es porque duele, lo que es un mito. El sexo anal duele si la persona no se relaja y si no usa lubricante con un poco de anestésico, como los que venden en las tiendas de sexo, porque el esfÍnter anal es estrecho y no lubrica como lo hace la vagina.

Ningún tipo de sexo debe doler. El dolor sólo indica que el ano no está bien relajado y abierto, y es un mensaje del cuerpo que está pidiendo más suavidad o más tiempo. Para tener sexo anal se deben olvidar los afanes, el sexo brusco y debe penetrarse a la pareja con mucha suavidad para evitar cualquier molestia.

Para acostumbrar al ano a la sensación de ser penetrado se pueden usar dilatadores anales. Sólo se hecha un poco de lubricante al dilatador y al ano y se deja por unos minutos mientras éste dilata. Esto va a favorecer la penetración y la relajación del esfínter.

Este ejercicio puede realizarse en pareja y el hombre también puede ser penetrado con objetos sexuales, así puede estimularse la glándula prostática lo que genera gran placer en algunos hombres. Como en cualquier tipo de sexo se recomienda siempre el uso del condón desde el principio de la penetración para evitar cualquier infección.

Si se atreven a practicar el sexo anal lo importante es que los dos compartan las ganas de hacerlo y se sientan tranquilos con la decisión. En la sexualidad todo lo que se haga debe ser de común acuerdo y no por obligación o sólo por darle gusto a la pareja, sino que ambos deben disfrutarlo plenamente.


JUGUETES SEXUALES

Escrito por sintapujos 07-10-2015 en Sexualidad. Comentarios (0)


https://www.youtube.com/watch?v=4cT92P78ACo&index=4&list=PLIYr154wavu5sruTaKnt2CCNQl3iLHrEI


El encuentro sexual debemos considerarlo como un juego de adultos. Podemos jugar con nuestros cuerpos, o ser ingeniosos e inventarnos técnicas u objetos con los que podamos jugar y hacer novedosa la experiencia. Cualquier objeto que utilicemos para proporcionar placer sexual puede considerarse un juguete sexual.

El propósito de cualquier objeto es darle diversidad y novedad al encuentro sexual. Cuando algo es novedoso lo disfrutamos mucho más y nos proporciona más placer. Innovar es una buena forma de mantener la pasión con nuestra pareja.

Objetos como cepillos, peinetas, pinzas para el cabello, interiores de encaje, medias, plumas, etc., pueden servirnos para la estimulación táctil en pareja. Experimentar con distintos objetos y texturas para acariciarnos y recorrernos el cuerpo puede proporcionarnos sensaciones muy placenteras.

Asimismo, el celular es un objeto que puede proporcionar placer. Ponlo en vibración y estimula con él las zonas más sensibles de tu pareja. Y el enjuague bucal puede ser un buen aliado a la hora del sexo oral, hacer buches antes de explorar con la boca a tu pareja suele ser muy agradable.

De otro lado, en las tiendas de sexo existen múltiples alternativas de juguetes sexuales, como los anillos vibradores que facilitan la estimulación del clítoris durante la penetración. También, existen una variedad de vibradores y masturbadores para mujeres y hombres, que si abrimos nuestra mente, se convierten en aliados en la relación sexual.

Sólo es buscar los que se ajusten a nuestros gustos y necesidades y atrevernos a utilizarlos.


TEMORES DE LOS HOMBRES EN LA CAMA

Escrito por sintapujos 31-08-2015 en Sexualidad. Comentarios (0)


Las preocupaciones a la hora de la intimidad no son un tema exclusivamente de mujeres. Los hombres también enfrentan miedos de los cuales prefieren no hablar o esconder. Veamos algunas cosas que atormentan a los hombres en la cama. 

1.  El tamaño del pene: la mayoría de los hombres se inquietan por el tamaño de su miembro porque lo consideran muy pequeño o muy grande y lo asocian con la capacidad de satisfacer a la mujer. Cuando el ser buen amante no depende del tamaño del pene.

2.   No lograr la erección: si hay algo que atemoriza a un hombre es no lograr una erección porque pone en tela de juicio su hombría, pero existen factores físicos y psicológicos que pueden afectar la función eréctil como alguna enfermedad, ciertos medicamentos, hasta estrés y cansancio extremo.

3.  Eyacular rápido: cuánto duran en la relación sexual es un tema de preocupación constante entre los hombres porque creen  que la única forma de satisfacer a la mujer es por medio de la penetración, y que si eyaculan, se termina el encuentro, olvidando otras formas de estimularse en pareja.

4.  Ser mal amante: a los hombres les preocupa ser tachados de malos amantes, por eso algunos se esfuerzan por  satisfacer a su pareja; sin embargo, otros dejan de lado el juego previo, el sexo oral y la masturbación de la mujer que son fundamentales para ofrecerle un goce completo.

5.  Dudar si la mujer llegó al orgasmo: por eso después del coito suelen decir frases matapasión como ¿te gustó? o ¿llegaste? Porque piensan que el orgasmo puede ser fingido. Por eso temen que algún día su compañera les diga que jamás tuvieron un orgasmo y que los fingieron todos, lo que sería devastador para su autoestima.